Los estereotipos, principal motivo de la falta de mujeres en puestos de responsabilidad

Los estereotipos en los procesos de selección son la principal barrera para que haya más mujeres en puestos de responsabilidad, aunque las empresas aducen la falta de candidatas, según un estudio de la consultora PWC.

Los estereotipos de género, el impacto y el coste de las bajas por maternidad o la “falta de agresividad” de las mujeres a la hora de perseguir los objetivos profesionales son las principales barreras a la llegada de la mujer a puestos de responsabilidad que han identificado los encuestados del estudio internacional de la consultora Price Waterhouse Coopers.

No obstante, para las empresas, la falta de candidatas, que su sector no sea atractivo para mujeres o esa supuesta “falta de agresividad” de ellas son las principales claves para que no cuenten con más mujeres en puestos de responsabilidad, según el estudio ‘Ganando la batalla por el talento femenino’ de PWC.

Este trabajo ha encuestado a ejecutivos de 70 países que representan a 328 empresas (50 de ellas españolas) y casi 4.800 profesionales (269 de nuestro país).

Barreras que encuentran las mujeres para llegar a puestos directivos. PWC

Barreras que encuentran las mujeres para llegar a puestos directivos. PWC

Un buen número de profesionales opina que sus empresas no están haciendo lo suficiente para asegurar la igualdad en las oficinas y atraer a mujeres profesionales. Así lo consideran el 30% de las mujeres y el 13% de los hombres. Por regiones, las mujeres que están más descontentas con el comportamiento de las compañías son las de Suiza, Estados Unidos, Brasil, Irlanda o Reino Unido.

La atracción de talento diverso no es “solo una cuestión social”, sino “una prioridad de negocio”, según ha destacado la responsable del programa de Diversidad de PWC y socia de la firma, Mar Gallardo. “Debe impulsarse con determinación y liderazgo y que debe abordarse desde todos los procesos clave de la gestión del capital humano”, ha asegurado en un comunicado.

Las empresas aseguran que están trabajando para reducir la brecha salarial

El 50% de las mujeres encuestadas y el 23% de los hombres ha reconocido que existe una brecha salarial a favor del hombre, que es más percibida por las mujeres en los países occidentales como Suiza (69% de mujeres lo reconocen), Brasil (66%), Estados Unidos o Reino Unido (60%); y menos denunciada por las trabajadoras en Malasia (15%), Vietnam (26%), Rusia (28%) o Hong Kong (30%).

Un 41% de las empresas afirma que evalúa “continuamente” las diferencias salariales

No obstante, las compañías que han participado en este trabajo aseguran que están trabajando en detectar las diferencias salariales en puestos de experiencia o responsabilidad. Así lo afirman el 41%, que dice que evalúa este aspecto de forma “continua”, y el 35% que lo hace de forma puntual, frente a un 19% que no controla este aspecto en su compañía.

Tanto mujeres como hombres negocian su salario a la hora de aceptar un trabajo (así lo atestigua el 67% de los hombres encuestados y el 66%  de las mujeres), pero de los que negocian, los hombres tienen más capacidad para obtener mejoras salariales que las mujeres (39% de ellos lo consigue frente al 37% de ellas).