La contratación de personas con discapacidad aumentó un 15% en 2015

La contratación de personas con discapacidad ha alcanzado su máximo histórico en 2015 en España con más de 95.000 contratos, sin embargo, su tasa de actividad sigue siendo muy baja, ya que el 63% de las personas con discapacidad en edad laboral no tiene empleo, por ello, ya no quieren “caridad” y piden en 2016 un empleo adecuado a sus competencias y expectativas, según se determina en un estudio de la Fundación Adecco.

Pablo Pineda, primer universitario con síndrome de Down de Europa. EFE/Javier Cebollada

En este estudio se destaca que España cerró 2015 con un incremento en el número de en las contrataciones. Sin embargo, mientras que en general aumentaron un 11%, las de las personas con discapacidad lo hicieron en un 15%, con un total de 95.238 contratos, frente a los 82.977 del año 2014.

En este contexto, la Fundación Adecco ha querido profundizar en los efectos que la reactivación económica ha tenido sobre “las personas que lo tienen más difícil”.

Contratación por encima de la media

Esta Fundación ha determinado tres factores principales para explicar el crecimiento en la contratación de este colectivo por encima de la media.

En primer lugar ha afectado “el paulatino cambio de mentalidad en la cultura corporativa de las empresas”, que comienzan a entender que la contratación de personas con discapacidad aporta valor desde la óptica social y de la productividad, además de reforzar la política de RSC de la compañía.

Además, “las ganas de trabajar e incorporarse al mercado laboral de las nuevas generaciones con discapacidad es uno de los factores clave de este crecimiento“.

Por último, Adecco asegura que “la nueva legislación es más eficiente y unifica toda la normativa existente en materia de discapacidad”.

“Es una persona como otra cualquiera, con fortaleza y debilidades”

A pesar de esto, la tasa de de actividad de las personas con discapacidad “es aún baja”, ya que un 63% de las personas de este colectivo no tiene trabajo. La experiencia de la Fundación ha identificado com0 razones que justifican esta falta de ocupación, la falta de programas educativos, la carencia de recursos y las barreras de las empresas.

Sin embargo, cabe destacar el resultado de la encuesta que realizó Adecco a 200 personas con discapacidad, en la que un 84% de los encuestados mencionó el empleo como uno de sus tres deseos principales. Además, en esta variable se hizo hincapié en que éste sea “igualitario” y no una demostración de “caridad o filantropía” por parte de las empresas.

En este sentido, el director general de la Fundación Adecco, Francisco Mesonero, explicó que “es erróneo presuponer que una persona con discapacidad rendirá menos en su puesto de trabajo, como también lo es idealizarla y pensar que cuenta con habilidades extraordinarias o sobrehumanas”.

 

bot_contrata