Condiciones para que un autónomo pueda deducirse un gasto

Deducciones fiscales de los autónomos y empresarios

Close-up mid section of a couple with bills and calculator at home

Un gasto deducible es aquel que al estar vinculado con la actividad económica de la empresa o del profesional autónomo, se puede deducir fiscalmente. Es decir, gastos derivados de la actividad profesional o que se utilicen para un fin empresarial.

Los trabajadores por cuenta propia y los empresarios pueden deducirse los gastos de IVA e IRPF, tal y como se permite desde Hacienda. Sin embargo, con respecto a los gastos, según informa la aplicación de facturación Debitoor,es necesario que se cumplan los siguientes requisitos:

  • Que el gasto esté relacionado con la actividad profesional.
  • Que el gasto se documente y justifique a través de factura.
  • Que se registre en la contabilidad del libro de gasto correspondiente.

Por tanto, el empresario o autónomo cuando tenga un gasto de un producto o servicio que vaya a ser utilizado necesariamente para la actividad empresarial, deberá solicitar la factura de compra, e incluir ese gasto en el libro pertinente.

Hacienda es bastante exigente con esas obligaciones, con el objetivo principal de evitar el fraude. Por ello, se debe ser bastante escrupuloso con la documentación que justifique el gasto, así como asegurarse de que se tratan de materiales que  van a utilizarse en la empresa. Aquellos que trabajan dese casa deben tener especial cuidado, ya que sus casos se revisan de forma más exhaustiva.

Novedades en la deducción

La nueva ley de autónomo ha traído consigo novedades a la hora que de que los trabajadores por cuenta propia puedan deducirse del IRPF los siguiente gastos:

  • El 30% de la factura de los principales suministros: agua, electricidad y telefonía, para aquellos que trabajen en su propio domicilio.
  • Gastos de manutención. Un máximo de 26,67 euros por día (o 48,08 euros en caso de ser fuera de España).
Posted in PYMES